martes, 29 de septiembre de 2009

Polanski y la memoria histórica

Alguien me comentó que tras leerme parecía que disculpaba a Polanski. No sería raro. Comentaba que nadie se acordaba casi de lo que hizo hace treinta años. Y además montones de famosos del cine han salido en su apoyo. Y la víctima, hoy cuarentona, le perdonó que la violara con trece años. Pues no. Creo que cometió uno de los delitos más odiosos que se pueden cometer. Los años solo ponen distancia, pero la justicia no debería olvidar.

Lo curioso del olvido es que a veces tiene connotaciones políticas, personales, íntimas. Como la Ley de Memoria Histórica, como los juicios a los criminales nazis o de cualquier otra dictadura, de cualquier color, de cualquier país. A veces queremos olvidar y otras no, a veces somos comprensivos, otras prácticos, otras directamente cínicos.

Seguramente el Polanski de ahora no tiene nada que ver con aquel violador de una niña. Ni ese viejo con los campos de concentración, las torturas, los fusilamientos, los vuelos nocturnos sobre el Río de la Plata, Paracuellos o el gulag, qué más da. Quizá hasta se les pueda perdonar, pero para eso hay que condenarles primero.

2 comentarios:

  1. Y como puntilla Polanski se inculpó "indemnizando" a la niña/mujer.
    Hay delitos y delitos.

    ResponderEliminar
  2. Estoy de acuerdo con Javier... Creo que la violación y, en especial, de un menor es un acto deplorable que debe ser castigado durísimamente por la Justicia. Es cierto que es poco comprensible que treinta años después se le pida responsabilidades. Pero lo que está claramente fuera de lugar es el corporativismo sin escrúpulos de los directores de cine.

    ResponderEliminar

Mi Twitter

    follow me on Twitter